Qué son y qué utilidad tienen los smart contracts

09 Marzo 2022

FacebookwhatsappTwitterLinkedInEmail

En la actualidad, las aplicaciones que tiene la tecnología blockchain están en boca de todos. Destacan por su fama las criptomonedas, pero estas son solo una parte de la tecnología que busca modernizar el sistema empresarial, económico e industrial, tal y como lo conocemos. Hoy nos centraremos en qué son los smart contracts y qué utilidad tienen.

Contexto: ¿Qué es el blockchain?

La tecnología blockchain es un sistema distribuido y descentralizado en toda una comunidad usado para almacenar bloques de transacciones y, lo mas importante, ser verificadas con una red de nodos. Los bloques o módulos no pueden ser modificados una vez han sido verificados.

La Ley 34/2002 de 11 de julio, sobre la sociedad de la información, ya regula las bases de todo el futuro del comercio electrónico. En el caso de España, debemos destacar que los contratos producían consecuencias previstas en los ordenamientos jurídicos estatales, en los casos que concurran el consentimiento y resto de requisitos para hacer efectivo el contrato.

¿Qué son los smart contracts?

Los smart contracts o, en su traducción literal, los contratos inteligentes, son acuerdos o negocios jurídicos entre dos o más sujetos que se programan y ejecutan dentro de un módulo de la tecnología blockchain, donde siguen una serie de reglas aceptadas por todos los integrantes del mencionado modulo.

La gran diferencia con los acuerdos o negocios jurídicos conocidos hasta la fecha (en formato físico, verbal o digital), es que los smart contracts son creados por códigos de programación de carácter inmutable, es decir, una vez prestado el consentimiento se ejecuta lo contratado y se prevé en el mismo todas las condiciones que puedan darse y las consecuencias derivadas de cualquier tipo de incumplimiento.

 

¿Cómo se crean los smart contracts?

Los contratos inteligentes pueden ser creados tanto por personas físicas como jurídicas, aprovechando la tecnología blockchain de transparencia, para dejar registro de todo aquello que suceda en el módulo, dando una clara seguridad a los mismos y, por tanto, una completa confianza tanto a empresas como a consumidores y usuarios.

Enfocado en el apartado legal, el desarrollo de los smart contracts aúna de manera simbiótica al personal legal con el informático programador con el objetivo de velar por todas aquellas situaciones que puedan contemplar la realidad y las consecuencias que se derivan de cada una de ellas.

 

¿Qué es Counterparty o RootStock? Plataformas de smart contracts

Para poder tener acceso a todo lo anteriormente relatado, actualmente, existen plataformas de código abierto que basan su seguridad en el apartado de encriptamiento del bitcoin, usando sus módulos para prestar ese plus de seguridad.

Generalmente, existen organismos estatales que regulan con normativas y leyes como deben ser los contratos. En este sentido, los smart contracts, a través de estas plataformas, codifican estas funcionalidades en cada una de las transacciones de bitcoin.

Es una tecnología en desarrollo para que en un futuro cercano se pueda registrar y utilizar todo el potencial de seguridad y cumplimiento que nos otorga la tecnología blockchain, especialmente, en su desarrollo en las cadenas del bitcoin para mayor seguridad y confianza.
 

¿Qué utilidad práctica tienen los contratos digitales?

En el presente podemos contemplar que en plena era digital, los sistemas de contratación en su mayor medida son a distancia, tanto los suministros más básicos, como las compras y ventas. Cada vez es más habitual el empleo de las redes telemáticas para adquirir los mencionados bienes y servicios.

Uno de los grandes problemas con el que nos encontramos es que a la hora de exigir el cumplimiento de los negocios jurídicos y contratos reales se hace necesario acudir a organismos o juzgados y tribunales para exigir a las partes al cumplimiento de los contratos.

Además, en los supuestos internacionales, se pierde la capacidad de reclamar por la vía nacional, donde los organismos estatales, no tienen potestad ni competencia para exigir el cumplimiento de los contratos y sancionar los incumplimientos contractuales que puedan derivarse.

Desde este prisma, la tecnología blockchain y su aplicación a través de los contratos inteligentes, permite velar que, desde cualquier parte del mundo, en los casos que se den ciertas condiciones o situaciones, se ocasionen las consecuencias de resarcir o compensar por los incumplimientos, y mucho más allá.

En aquellos casos que no se vean contemplados se quedará registro de cómo se puede solventar o la opción más aceptada para tenerla en cuenta en el futuro. Al ser un sistema blockchain en cadena, toda la comunidad va a tener constancia de esas situaciones.

 

Ejemplos de aplicaciones de contratos inteligentes 

Claros ejemplos de contratos inteligentes son la programación de una maquina expendedora a la hora de canjear por una contraprestación pecuniaria o a través de una aplicación, el producto que se quiera adquirir, hasta la formulación de un contrato financiero para plantear una compraventa de acciones o divisas.

La aplicación de los smart contracts, está en sus inicios de desarrollo en su codificación con la tecnología blockchain, pero llevamos habituados a los contratos inteligentes desde el desarrollo de la era digital, como a principios del siglo XXI, cuando “todos escuchamos hablar de Internet, pero no sabíamos exactamente que era Internet”. Pasa lo mismo con los smart contracts, todos hemos escuchado sobre ello y trabajamos con ellos, pero no sabemos identificarlos. Aunque si nos fijamos, prácticamente convivimos con ellos a un solo click, para un menester tan simple como ver una película a través de la red.

 

Ventajas y beneficios de utilizar smart contracts

En conclusión, los smart contracts son herramientas legales que van a permitir una transparencia y confianza, donde nadie va a poder aprovecharse de otros, ya que, al ser completamente transparente para la comunidad, pueden llegar a perder la confianza en aquellos que los incumplan.

Además, va a evitar la necesidad de acudir inmediatamente a organismos de mediación o juzgados y tribunales para resolver problemas, descargando la carga de trabajo de los mencionados, ya que los propios contratos inteligentes producen y obligan al cumplimiento de las obligaciones pactadas, como tener en cuenta las situaciones imprevistas.

Finalmente, para desarrollar la idea de transparencia y confianza sobre esa clase de contratos, los mismos, tendrán un sistema de reseñas. Y no sólo eso, al aprovechar la tecnología blockchain de registro en módulos, cualquier modificación tiene que ser aceptada por todos miembros de la comunidad.
 

 

Luis Miguel Alonso Rodriguez | Abogado de Legálitas
 

 

Referencia legal:

Ley 34/2002, de 11 de julio, de servicios de la sociedad de la información y de comercio electrónico.



 
Protección datos Legaltech
FacebookwhatsappTwitterLinkedInEmail

¿Te ayudamos a elegir?

Tenemos un plan para tí. Y siente el poder de contar con un abogado tantas veces como necesites desde 19,99 € al mes. Servicio anual.

Abre el recomendador

Artículos recientes