Legálitas.com

Llámanos GRATIS

900 100 604 900 100 281 ¿Ya eres cliente? 91 112 04 05 ¿Ya eres cliente? 91 112 04 05

Allanamiento de morada: penas por entrar en una vivienda sin consentimiento

07 mayo 2018 allanamiento de morada

El allanamiento de morada es un delito realizado al entrar en el domicilio o local de una persona sin su consentimiento o permanecer en él contra su voluntad. Este delito es habitual que se encuentre relacionado con otros distintos. Los requisitos necesarios para poder entrar en el domicilio de un individuo sin su consentimiento dependerán de cada ordenamiento jurídico.

Se entiende por morada todo aquel espacio donde una persona física reside  o donde una persona jurídica tiene ubicado su domicilio, y que constituyen actividades de la vida privada, de modo que si está temporalmente deshabitada no hay allanamiento, aunque puede haber coacciones.

La Constitución Española reconoce la inviolabilidad del domicilio: “El domicilio es inviolable. Ninguna entrada o registro podrá hacerse en él sin consentimiento del titular o resolución judicial, salvo en caso de flagrante delito”.

El delito está regulado en el Código Penal, Ley Orgánica 10/1995, de 23 de noviembre, en los artículos 202 y siguientes del Código penal se distingue cuando el domicilio sea en de un particular, el de una persona jurídica o incluso en el artículo 204 se castigan las conductas de estas características realizadas por Funcionario Público.

Existen dos modalidades del delito: entrar en morada ajena (modalidad activa) y mantenerse en la morada ajena en contra de la voluntad del morador (modalidad pasiva).

 

Requisitos para el delito de allanamiento de morada

La entrada a un domicilio ajeno sin el consentimiento del morado que suponga un delito exige:

En primer lugar, hay que tener claro el concepto de morada. Se entiende como el lugar o espacio delimitado que se destina al desarrollo de la vida privada, y aunque sea por un período de tiempo, independientemente de que exista un documento por el que se acredite la propiedad privada o el alquiler o precario sobre el mismo.

En segundo lugar, la jurisprudencia ha ido delimitando los ejemplos de morada que deben incluirse en el delito, no considerando al coche como un elemento donde se desarrolle la vida privada. En cambio, a pesar de no ser utilizadas de manera habitual, si se lo considera a una caravana o furgoneta, una tienda de campaña, una habitación de hotel, un jardín o una cueva.

En tercer lugar, se debe ejecutar de una forma activa o pasiva. Esto sucede cuando una persona física entra en el domicilio sin que sea relevante el medio utilizado para ello o también, cuando actuando en contra de la voluntad del morador, se niegue a abandonar a pesar de haber tenido permiso del propietario.

 

¿Tiene alguna duda legal sobre un juicio? Pregunta GRATIS a nuestros abogados expertos de Legálitas.

 

Penas por allanamiento de morada

Los artículos 202 y 203 del Código Penal establecen las penas por allanamiento de morada de la siguiente manera:

1.-El particular que sin habitar en ella entrare en morada ajena o se mantuviera en ella sin autorización de su morador será castigado con pena de prisión de 6 meses a dos años.

Si se ejecutare con violencia o intimidación la pena será prisión de uno a cuatro años y multa de seis a doce meses

2.La persona que entre contra la voluntad de su titular en el domicilio de una persona jurídica pública o privada, despacho profesional y oficina, o en un establecimiento mercantil o local abierto al público fuera de la hora de apertura, será castigado con una pena de prisión de seis meses a un año y multa de seis a diez meses.

3.El individuo que se mantuviese contra la voluntad de su titular, en el domicilio de una persona jurídica pública o privada, despacho profesional u oficina, o en establecimiento mercantil o local abierto al público, será sancionado con la pena de multa de un mes a tres meses.

4.El castigo en el caso de que el allanamiento de morada se ejecute con violencia o intimidación, entrase o se mantuviese contra la voluntad de su titular en el domicilio de una persona jurídica pública o privada, será de una pena de prisión de seis meses a tres años.

 

Compartir artículo

Casa ocupada

El miedo a los ocupas creció un 35% durante los meses de verano

Los ciudadanos aumentan sus consultas preventivas a los abogados para saber qué hacer ...

¿El desplazamiento forma parte de la jornada laboral?

¿El desplazamiento hasta el lugar de trabajo forma parte de la jornada laboral?

Una duda que suele surgir a tanto trabajadores como empresarios es dónde comienza y ...

maltrato en residencias de ancianos

Maltrato en residencias de ancianos: penas de prisión de hasta cinco años

Una infeliz circunstancia que, por desgracia, ha acabado siendo noticia en los medios a lo largo ...

Carretera con coches

Estas son las únicas notificaciones que vas a recibir de la DGT

Siempre que te hayan puesto una multa de tráfico, la Dirección General de ...

fiesta clandestina, jóvenes bebiendo alcohol

Atención a botellones y fiestas clandestinas pese a las restricciones COVID: multas de hasta 600.000 euros

#LEGÁLITASCONTIGO | NOTICIAS CORONAVIRUS Recientemente, y dadas sus preocupantes ...

comercial a puerta fría estafa

¿Cómo ejercer el derecho de desistimiento en una compra cuando no se localiza a la empresa? Legálitas Casos Reales

En el departamento de Consumo de Legálitas gestionan a diario cientos de casos sobre ...