Area privada

Clientes 91 837 38 14

¿Aún no eres cliente?

Llámanos 91 151 37 11

Repartir la herencia en vida ¡No existe!

05 febrero 2015

Lo hemos escuchado miles de veces, en prensa, en coloquios, a familiares y amigos, de hecho, son muchos los clientes que acuden a nuestros servicios jurídicos con dicha inquietud, nos plantean, llanamente, si les interesa dejar “su herencia en vida”. Tras este planteamiento se esconde un deseo común de “querer dejar las cosas atadas a los suyos para cuando uno falte”.

Personalidades y celebrities recurren a esta posibilidad, lo que lo convierte en una opción, cuando menos, sugerente, al menos teóricamente.

No existe la herencia en vida, la herencia, es, necesariamente, una transmisión mortis causa, es decir, provocada por el fallecimiento. Una herencia en vida es, simplemente, una donación, y como tal se encuentra ligada a una serie de obligaciones, y a buen seguro adivinan que una de las más importantes es la fiscal, todo negocio tiene su impuesto, la donación tiene aparejado el impuesto de donaciones.

Hablamos de uno de los impuestos más gravosos, económicamente hablando, un impuesto progresivo, a mayor valor de lo transmitido más alto será el tipo que grave, y si, un impuesto cedido a las Comunidades Autónomas, por lo tanto, una de las primeras preguntas que habremos de hacernos es ¿dónde liquido el impuesto?, en este caso dependerá de la naturaleza de lo donado, si hablamos de bienes inmuebles, localizaremos el impuesto donde se encuentre sito el inmueble. Si, por el contrario, hablamos de dinero o bienes muebles, la Comunidad Autónoma competente será aquella donde resida el donatario, es decir, el que recibe la donación.

No se trata de una cuestión baladí. La percepción de una donación, en función de la Comunidad Autónoma, ya que es innegable la brecha fiscal entre unas y otras. A modo comparativo, explicaremos cómo funciona el impuesto en dos Comunidades, Madrid, y Andalucía, de tal suerte que convengan que el estado de bienestar muchas veces tiene que ver con el hecho de residir y tributar en un sitio o en otro.

En la Comunidad Autónoma de  Madrid (3/2008 art.3.cinco.1). Los sujetos pasivos incluidos en los grupos I y II de parentesco (descendientes, cónyuges, ascendientes y adoptantes) pueden aplicar una bonificación del 99% de la cuota tributaria derivada de adquisiciones mortis causa y de cantidades percibidas por los beneficiarios de seguros sobre la vida que se acumulen al resto de bienes y derechos que integren la porción hereditaria del beneficiario. Esto, a la postre supone, que la declaración y recaudación queda reducida a un mero valor estadístico, lo que está resultando atraer variopintas residencias, al calor de una reducida fiscalidad.

Andalucía, por ejemplo, sólo reconoce reducciones relacionadas con aportación a patrimonios empresariales, o donaciones de empresas, reuniendo además determinados requisitos. Por último reconoce una reducción para las donaciones de padres a hijos, siempre que estos sean menores de 35 años y el dinero se dedique a la adquisición de una vivienda habitual. Estos supuestos, como se imaginaran, no responden a la mayor parte de las realidades. Al resto de los casos, que son las mayoría, les espera la simple aplicación de la tarifa progresiva que aludíamos al principio, que por ilustrar al lector vendría a gravar una donación de unos 63.900 euros, con un tipo del 14,45 %, total, 6789,79 euros.

Por cierto, desde Legálitas nos gusta despejar alguna leyenda urbana que rodea un supuesto jurídico, y donaciones no podía ser una excepción ¿Sabía que si dona un inmueble, habrá de pagar en su declaración de la renta la ganancia patrimonial?, eso es, exactamente igual que si en vez de donarlo lo hubiese vendido. La única diferencia es que al no disponer de precio de venta, lo sustituiremos por el valor del bien en el momento de transmisión. Solo una excepción: que el donante tenga más de 65 años y se trate de su vivienda habitual.

Por otro lado, no podemos olvidar la plusvalía municipal, que se calculará por el valor catastral del terreno y el número de años que el donante lo haya tenido en su propiedad. Cuanto más tiempo haga, más se pagará.

¿Quieres realizar una consulta GRATUITA?

Consulta sobre suministros

Ficheros de morosos: ¿Cómo se entra, cómo se sale, qué derechos tengo?

La Ley de Protección de Datos, en su artículo 29, regula y ampara la existencia de&nbs ...

leer más

Legálitas explica en televisión la fiscalidad de los premios de estas navidades

El pasado 30 de noviembre, Legálitas participó en El Programa de Ana Rosa (Telecinco) ...

leer más
Legálitas Dinero

Renta 2016: Consejos a la hora de hacer la declaración de la renta

En plena campaña de la renta 2016 son muchos los contribuyentes que se preguntan cómo ...

leer más