Area privada

Clientes 91 837 38 14

¿Aún no eres cliente?

Llámanos 91 151 37 11

¿Qué es la Jubilación Flexible?

15 noviembre 2013

Prepare su jubilación

La  jubilación flexible es una modalidad de jubilación que permite compatibilizar el percibo de la pensión ya reconocida, con la realización de un trabajo a tiempo parcial, dentro de los límites de jornada fijados, con carácter general, entre un 75% y un 25%.

En este sentido, se produce la disminución de la pensión desde el mismo momento en que se inicie la realización parcial de la actividad. Se parte de la jubilación que ya estaba percibiendo el pensionista y se reducirá en proporción a la jornada de trabajo

Antes de iniciar la actividad laboral a tiempo parcial, el jubilado debe comunicar al Instituto Nacional de la Seguridad Social su intención de comenzarla. Si se incumple este deber de comunicación, el jubilado se puede encontrar ante un supuesto de percepción indebida de la prestación en el importe correspondiente a la actividad a tiempo parcial, con la obligación de reintegro y sin perjuicio de otras sanciones que se puedan imponer.

Por lo que se refiere a la compatibilidad de la pensión de jubilación flexible con otras prestaciones de la seguridad social, hay que señalar que lo es con prestaciones como la de maternidad, paternidad o incapacidad temporal derivada de la actividad efectuada a tiempo parcial durante la percepción de la pensión.

Por el contrario, es incompatible con las prestaciones de incapacidad permanente que se pueden derivar de esa actividad a tiempo parcial, con independencia del régimen de seguridad social en que se puedan causar.

Las cotizaciones efectuadas en las actividades realizadas durante la suspensión parcial del percibo de la pensión de jubilación flexible, pueden incidir a favor del jubilado, en la cuantía de la pensión definitiva que se restablezca, una vez producido el cese final en el trabajo.

Por un lado, esas cotizaciones derivadas del contrato a tiempo parcial, sirven para incrementar el porcentaje aplicable a la base reguladora de la pensión, pudiendo llegar a reducir o suprimir, incluso, el coeficiente reductor que se hubiera aplicado si la jubilación inicial hubiese sido anticipada.

Por otro lado, sirven para calcular de nuevo la base reguladora, mediante el cómputo de las nuevas cotizaciones, aplicando las reglas vigentes en el momento del cese. En todo caso, se garantiza que la base reguladora de dicho cálculo nunca sea inferior a la que ya tuviera reconocida el jubilado -con las correspondientes revalorizaciones legales.

La cena de empresa podría suponer tu despido disciplinario

Excederse con el alcohol, compartir fotos que no se debe, protagonizar determinados actos o hac ...

leer más

Si te toca una cesta en el Sorteo de Navidad, deberías pagar a Hacienda por ella

No es lo mismo la cesta ganada en un sorteo que la entregada por la empresa como regalo. Una se ...

leer más

Derechos del trabajador ante un cambio de sede de la empresa

Ante un cambio de sede que implique a su vez cambio de centro de trabajo, aceptar el traslado, ...

leer más