¿Qué es legaltech?

01 Marzo 2022

FacebookwhatsappTwitterLinkedInEmail


El auge de las nuevas tecnologías ha impactado en todas las áreas de la economía redefiniendo por completo los modelos tradicionales de negocio. El sector jurídico no es una excepción. La irrupción digital en el ámbito legal, conocido popularmente como Legaltech, es una de las tendencias con mayor crecimiento y evolución en los últimos años.

Consulta sin citas previas con un abogado.
Infórmate aquí

¿Qué significa legaltech y cómo funciona?

Legaltech, abreviatura de Legal Technology, se define como la utilización de tecnología de vanguardia en el ámbito legal para agilizar, optimizar y automatizar los procesos de las compañías con el objetivo final de hacerlas más eficientes y ofrecer mayor valor añadido a todos los ciudadanos.

Así, la incorporación de la tecnología favorece, por una parte, que las personas puedan acceder a un asesoramiento legal de calidad en cualquier momento y lugar y, por otra, que las organizaciones agilicen los procesos, maximicen los recursos y reduzcan los tiempos de gestión y los costes. De esta manera, se automatizan las tareas, aumentando la eficiencia de los abogados y, al mismo tiempo, mejorando la experiencia del cliente.

En nuestro caso, Legálitas, como legaltech española líder en asesoramiento jurídico para familias, autónomos y pymes, llevamos más de 20 años de experiencia innovando y utilizando la tecnología para garantizar la máxima calidad en los procesos. En este sentido, contamos con una compleja y sofisticada infraestructura tecnológica que nos permite gestionar más de un millón de consultas al año y desarrollar proyectos que contribuyan a anticiparnos a los problemas de los ciudadanos, es lo que llamamos “abogacía preventiva”.

Con la implantación de diversas herramientas digitales, logramos automatizar muchos procesos, facilitando el trabajo y la organización de todo el equipo de abogados, ante las diferentes y muy variadas consultas que realizan los clientes, en función de sus necesidades, la sensibilidad de cada caso y el canal de comunicación más adecuado para cada situación. Como resultado: mejoran los tiempos de respuesta, los procesos internos son más ágiles, se ofrece una mayor multicanalidad a la hora de contactar con los abogados (Áreas privadas web, Apps, videollamadas, etc.) y se genera inmediatez en el trato con los clientes.

Origen y evolución del legaltech

Según diversas fuentes, el concepto de legaltech nació en 1979 en Estados Unidos cuando la empresa LexisNexis presentó UBIQ, el primer terminal tecnológico de la historia que conectaba sin moverse de un mismo lugar, con distintas bases de datos jurídicas, con el objetivo de garantizar que todos los clientes tuvieran acceso ininterrumpido a sus servicios.

La Universidad británica de Oxford o la Universidad de Cornell en EEUU, también desarrollaron distintos proyectos por aquella época, con la intención de encontrar soluciones que permitiesen aplicar la tecnología a distintos procesos que tenían lugar en el ámbito legal.

A partir de ahí, la tecnología se ha ido posicionando como una herramienta que aporta valor a los profesionales del sector jurídico en el ejercicio de sus funciones, logrando que el concepto legaltech se acuñe en la sociedad en general y también dentro de las organizaciones como una ventaja competitiva.

Global LegalTech Hub, es una iniciativa de carácter internacional creada en 2020, que reúne a distintos operadores (profesionales, startups, empresas, instituciones y mundo académico) para, entre todos, construir una nueva industria legal potenciando la innovación tecnológica.

El hub, compuesto por más de 150 firmas, entre las que se encuentra Legálitas, permite obtener una visión más amplia del ecosistema legaltech, en base al uso que se hace de la tecnología a nivel mundial y las buenas prácticas que se dan en la industria legal.

En España, Legálitas es uno de los propulsores de este movimiento tech, habiendo estado presente desde 1999, año de su fundación, siendo pionera en la prestación de servicios de asistencia jurídica a distancia, creando un nuevo modelo de negocio orientado al consumidor final, gracias al uso e implementación de diferentes plataformas tecnológicas que han permitido crecer con éxito a lo largo de los años.

Inteligencia artificial, Big Data y tecnología legal para abogados

La Inteligencia Artificial, el Big Data o el cloud computing son algunas de las tecnologías que más impacto están causando en el sector jurídico.

En concreto, el Machine Learning, gracias a su capacidad de aprendizaje automático y predicción, ayuda a los profesionales del sector a tomar decisiones más precisas permitiéndoles agilizar las gestiones, automatizar los procesos y reducir considerablemente los márgenes de error.

Por su parte, el Big Data ofrece la posibilidad de procesar grandes volúmenes de datos, generando una información muy valiosa para la empresa, tanto en la toma de decisiones estratégicas como en la mejora de la experiencia al cliente.

El cloud computing es también otra de las herramientas que ha ganado peso en el sector en los últimos años, permitiendo a los usuarios acceder a información ubicada en la nube desde cualquier punto desde donde se conecten.

Otras tecnologías como el blockchain, que aportan una mayor seguridad en las transacciones, los bots o la robótica están adquiriendo cada vez un mayor protagonismo en el sector.

¿Qué no es legaltech?

Emplear ordenadores en un despacho de abogados no te convierte en empresa legaltech. También, en muchas ocasiones, se considera que cualquier asunto que relacione las nuevas tecnologías con aspectos legales es legaltech, pero no es así.

Las cuestiones jurídicas sobre el uso de la tecnología, el ámbito digital o Internet no son propiamente legaltech, aunque pudieran estar relacionadas. Estos temas formarían parte del Derecho de la Nuevas Tecnologías, el Derecho Digital, el ámbito jurídico que engloba y regula las normas que hacen referencia a las tecnologías de la información y la comunicación.


Legaltech
FacebookwhatsappTwitterLinkedInEmail

¿Te ayudamos a elegir?

Tenemos un plan para tí. Y siente el poder de contar con un abogado tantas veces como necesites desde 19,99 € al mes. Servicio anual.

Abre el recomendador

Artículos recientes